Esradio Almería
Blog Confinados, pero no Arrinconados, por Antonio Felipe Rubio Destacados

#RadioBlog #ConfinadosPeroNoArrinconados: Gracias por jodernos la vida, por Antonio Felipe Rubio

#RadioBlog #ConfinadosPeroNoArrinconados: Gracias por jodernos la vida, por Antonio Felipe Rubio

Seguramente habrán escuchado que la justicia es igual para todos, lo cual es deseable que fuese cierto. Sin embargo, estamos viendo todos los días cómo grandes empresarios, políticos y gente con poder e influencia consiguen, mediante la ingeniería jurídica, zafarse de imputaciones, sentencias y condenas. Lo que para Donald Trump es una ligera molestia, para un pardillo de Wichita o Pensacola, en igualdad de cargos, serían seis años de prisión.

Así, según los recursos, recusaciones, casaciones… en definitiva, ingeniería jurídica, se suspenden, posponen, modifican o archivan casos, que el común de los mortales afrontaría con sanciones y el “talego”.

Vengo en afirmar que, según la intensidad, persistencia y audacia se puede conseguir un resultado diferente al “verlas venir sin combatir”.

En el caso Algarrobico jamás se han tenido en cuenta las posibilidades de poner en valor una construcción frustrada por el capricho de una ministra socialista que, por una maldita casualidad, se topó con la imagen de una obra a medio terminar.

La realidad de este asunto se remonta al gobierno del infausto Zapatero, en 2004, con Cristina Narbona como ministra de Medio Ambiente. Se dio la circunstancia de que la Junta del PSOE habilitó una embarcación de la Agencia de Medio Ambiente para que, tanto Cristina Narbona como su pareja, Josep Borrell, disfrutaran de una jornada a bordo del “Ama Dos” discurriendo por la costa del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar. Al llegar a la playa de El Algarrobico, una construcción, que se desarrollaba sobre la orografía de una pequeña elevación, mostraba la estética propia de una construcción a medio terminar: grúas, paredes enfoscadas, ladrillo visto, ventanales sin carpintería metálica… O sea, lo típico de una obra. Aunque el proyecto inicial contemplaba amplias jardineras y parterres que otorgarían una solución estética muy agradable por la profusión vegetal, que se desarrollaría por toda la construcción.

Una vez concluida la jornada de solaz para la notable náyade, Cristina Narbona contacta con la consejera de Medio Ambiente de la Junta del PSOE, Fuensanta Coves, y le conmina a “parar urgentemente las obras de esa aberración urbanística”. Fuensanta, tras hacer memoria, le recuerda que no puede hacer lo contrario a lo que le consta como una construcción totalmente legal que cuenta con todas licencias en regla. A pesar de estas explicaciones, Narbona percute en su deseo, convertido en una orden ministerial de superior rango, pero Fuensanta insiste en que eso es imposible. ¿Imposible?, dice Narbona; ya veremos cuán imposible se tercia. Y fue en ese momento cuando alerta a los “amigos” de Greenpeace para que se centren en una oportunidad que les ofrecería un largo recorrido de éxitos y notoriedad nacional e internacional.

Por todo lo anterior, me resulta anacrónico, chirriante y bochornoso que la Junta de Andalucía del PP, a través de la actual consejería de Medio Ambiente, “felicite” a Greenpeace por su extraordinaria labor en el asunto Hotel Algarrobico, cuando todo lo acaecido podría residir presuntamente en un ininterrumpido episodio de presiones, boicot, chantaje y notoriedad para mayor gloria de ciertos grupos ecologistas que no dudan en aplicar la extorsión como argumento solapado a sus pánfilos intereses. El daño infligido a Carboneras es infame. Ya se podían haber concentrado todos los esfuerzos en la puesta en valor de una construcción que estaba a punto de culminar su proyecto para un hotel o, quizá, una residencia para mayores, única en su género.

Sin hotel, sin central térmica y con un futuro incierto basado en el estigma de las presuntas irregularidades urbanísticas, y el foco de activistas predadores de protagonismo, lo único que faltaba es que le demos las gracias a Greenpeace por jodernos la vida.    

Related posts

Benahadux se convierte en la capital del motor gracias a la ‘XVI Concentración Motera Andarinex’ y al apoyo de Diputación

Redacción

El Ayuntamiento de Huércal-Overa continúa avanzando en el proyecto del nuevo Centro de Salud

Icíar Carballo

Francisca Hernández: «Cualquier persona puede ayudar para continuar en la investigación»

redaccion

dejar un comentario