Esradio Almería
Destacados Radioblog

VÍDEO BLOG #Miedodequé?: El cartel y las dimisiones: un ayuntamiento del PP no puede comprar el mensaje de que una denuncia equivale a una culpabilidad

VÍDEO BLOG #Miedodequé El cartel

VÍDEO BLOG #Miedodequé?: El cartel y las dimisiones: un ayuntamiento del PP no puede comprar el mensaje de que una denuncia equivale a una culpabilidad, por Víctor J. Hernández Bru.

Empezaré por decir que el tema del cartel ya me parece bastante periclitado, diría que concluido y que, desde hace días, ya huele un poco a ajo. Pero por ir cerrándolo, he de reconocer que, sin comprarle del todo a la alcaldesa de Almería su discurso por el cual justifica la continuidad de la concejal de Igualdad, dentro de todo el proceso, la justificación de la no destitución me parece éticamente de lo más potable porque, efectivamente, un equipo de gobierno es eso, un equipo, y los errores forman parte del trabajo en equipo y cuando alguien del tuyo se equivoca, el capitán ha de defender a los suyos.

Como ya he dicho en varias ocasiones, Paola Laynez no debe dimitir porque alguien de su concejalía se haya equivocado y ella no lo haya detectado y evitado. Sin embargo, sigo pensando que doña Paola debería estar ya en su casa, pero por la cantidad de políticas propias de Podemos que, bajo las siglas del PP, está llevando a cabo en su concejalía, comprando enormes cantidades de mercancías intelectualmente averiadas de la izquierda.

Y, efectivamente, uno de los carteles que componían esta campaña, que no es precisamente el del niño que ha liado toda la marimorena, ilustrado con la imagen de una señorita (le encantará este término al feminazismo militante) y con el siguiente texto: “En España se registran una media de 12,8 violaciones diarias, denunciándose una violación cada dos horas”.

He aquí el gran drama de las políticas feminazis que nos han inyectado sin que quienes defendemos el rigor, la verdad y las libertades más intrínsecas al ser humano hayamos sido capaces de evitarlo: una lectura mínimamente pausada del mencionado texto evidencia que, para el Ministerio de Igualdad y también para el Ayuntamiento de Almería, que co-rubrica la campaña, el número de violaciones denunciadas es exactamente igual al número de violaciones producidas.

Estamos ante la esencia de la maldita, la inconstitucional y antidemocrática Ley Integral de Violencia de Género, que retira automáticamente la presunción de inocencia a todo hombre denunciado por una mujer, dando por hecho, como ocurre en este cartel, que toda mujer que denuncia una violación, en este caso, es que ha sido violada.

Sinceramente, con el pertinente y obvio respeto a las mujeres que pasan por ese drama, en una sociedad democrática una denuncia no puede ser jamás equivalente a una condena, a una presunción de culpabilidad. Es por esto que existen los tribunales ordinarios de justicia y es por esto que, en ocasiones, los denunciados terminan siendo declarados inocentes.

Que un gobierno de izquierdas lleve a cabo estas manipulaciones legales es absolutamente comprensible, puesto que el socialismo y el comunismo es pura manipulación. Pero que un ayuntamiento gobernado por el centro o por la derecha compre este tipo de mercancías averiadas me parece que requiere, esto sí, efectivamente, que rueden cabezas.

Related posts

Radioblog #LaVida: Tiempos inciertos, por Manoly Roldán

Alfonso López

El PP exige la dimisión de Francisca Fernández por “insultar” al alcalde de Huércal-Overa

Víctor Arrufat

El alcalde de Almería se reúne con doce asociaciones y plantea un plan para la mejora de la atención domiciliaria ante el #Covid19

redaccion

dejar un comentario