Esradio Almería
  • Home
  • Destacados
  • VÍDEO BLOG #MIEDODEQUÉ? Querido Luis: bueno viaje y tranquilo, seguiremos luchando por recuperar nuestro país
Destacados Radioblog

VÍDEO BLOG #MIEDODEQUÉ? Querido Luis: bueno viaje y tranquilo, seguiremos luchando por recuperar nuestro país

VÍDEO BLOG #MIEDODEQUÉ Querido Luis bueno viaje y tranquilo

VÍDEO BLOG #MIEDODEQUÉ? Querido Luis: bueno viaje y tranquilo, seguiremos luchando por recuperar nuestro país, por Víctor J. Hernández Bru.

Desde el jueves, el barrio donde están los estudios de esRadio está mucho más triste. Los vecinos ya no nos encontramos constantemente en la calle con uno de sus habitantes, de toda la vida, más dicharacheros, más activos, más cercanos. Se nos ha ido Luis Lamarca, un tipo fundamentalmente auténtico, pero además trabajador, cariñoso, luchador, educado, culto y con una extraordinaria conversación que nos hacía disfrutar a todos los que disfrutábamos de ella.

Ya no cruzaré contigo esas breves pero intensas conversaciones sobre cómo estos chupópteros y manipuladores le están dando la vuelta a nuestro país a base de cuentos chinos y el seguidismo de tanto tonto de baba. Me quedaré también sin incorporarte a mis tertulias, qué se le va a hacer. Aunque estoy seguro de que ahora mismo estarás colgado de la radio, donde sea, diciéndome eso tan repetido y tan castizo de “qué huevos tienes”.

Porque aunque ahora no nos veamos, no dudes que no nos van a parar, que seguiremos luchando por volver a tener un país en el que cualquier partido pueda hacer campaña en Cataluña sin que a sus representantes les arrojen piedras, en el que a quienes hacen estas cosas les caiga con gran dureza el peso de la ley y a las impresentables que los alientan, como la repugnante Pilar Rahola, también; un país en el que no cuelen los cuentos chinos, como los de Susana Díaz inventándose el enladrillamiento del Parque Natural Cabo de Gata Níjar, como la privatización de la sanidad o la educación que anuncian PSOE, Podemos y sindicatos, es decir, la extrema izquierda unida, como los de Noemí Cruz sobre la indebida vacunación de los tres sanitarios que dirigen la sanidad en Almería cuando ellos han estado todo el rato a pie de calle atendiendo a pacientes o como los de los 3.000 enchufados en los vigilantes de la playa de este verano, de Sánchez Haro, cuando sólo fueron capaces de dar seis nombres y sin demostrar el enchufe.

Un país, querido Luis, en el que si un responsable máximo de la lucha contra la pandemia dice que no habrá contagios y luego hay miles de muertos, dice que la cepa británica no se extenderá en España y luego provoca miles de muertos, dice que no hay que usar mascarilla y luego dice que sí o afirma con toda su jeta que no sabe cuándo es la Semana Santa, el tipo no dure ni un minuto más en el cargo.

Un país, ya añorado amigo, en el que el gobierno central no pueda eludir el pago de los 537 millones de euros que le debe a Andalucía, en el que el gobierno no cobre impuestos a los negocios que están obligados a estar cerrados por mor de la pandemia, en el que para entrar por nuestras fronteras cualquiera sea sometido al correspondiente control y se sepa exactamente a qué viene, en el que tu casa sea siempre tu casa, a salvo de okupación, en el que empresarios y trabajadores se puedan poner de acuerdo en el sueldo sin que el gobierno imponga obligaciones o en el que los hijos sigan siendo siempre de los padres.

No lo comentaremos en la puerta de la emisora, contigo saliendo del supermercado o de Jofepe yo de esRadio, no nos encontraremos en nuestro barrio de toda la vida para retroalimentarnos en la lucha que hemos compartido, pero sé que seguirás ahí, alentándome, y yo seguiré pensando cada día, al ponerme al frente del micrófono, que tengo tu aliento.

Related posts

Agustín Ibarra: “Estamos unos 700 proyectos en esta edición”

Jose Antonio Bayo

Empleo invierte 3 millones para impulsar asociaciones entre trabajadores autónomos

Alfredo Núñez te enseña una nueva rutina de AMRAP que puedes hacer en casa con el patrocinio de Seat Indalomotor y Ford Indamovil

Diego Fernandez

dejar un comentario